Buscar
   
Volver a la página principal Chatea con montones de oyentes del programa Deja un mensaje para que todos sepan que has estado aqui y dinos que te ha parecido la página Envianos tus propias noticias o articulos para que sean incluidos y todo el mundo pueda leerlos Entra en tu panel de control de usuario donde podrás configurar muchas opciones Si estar conectado com usuario registrado aqui podrás desconectarte
    Registrate
Articulos y Noticias
· La Zona Cero
· Azul y Verde
· Pasajes de la Historia
· Terror y Relatos
· Materia Reservada
· Callejon del Escribano
· Secciones Antiguas
· Entrevistas

Otras Opciones
· Descargas
· Foros de Opinion
· Lista de Miembros
· Mensajes Privados
· Almacen de Articulos
· Recomiendanos
· Tutoriales
· Enlaces

Usuarios Conectados
Actualmente hay 1 invitados, 0 miembro(s) conectado(s).

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

El Portal de la Rosa de los Vientos :: Ver tema - Ideología de género y demás estupideces
 FAQFAQ   BuscarBuscar    Diccionario de la Real AcademiaDiccionario RAE    PerfilPerfil   Entre para ver sus mensajes privadosEntre para ver sus mensajes privados   LoginLogin 

Ideología de género y demás estupideces
Ir a página Anterior  1, 2, 3 ... , 85, 86, 87  Siguiente
 
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Materia Reservada
Ver tema anterior :: Ver tema siguiente  
Autor Mensaje
YofuiIcaro
azote de masas
azote de masas


Registrado: Jan 27, 2006
Mensajes: 1707
Ubicación: Avilés

MensajePublicado: Tue Nov 05, 2019 3:36 am    Asunto: Responder citando

El canadiense Christopher Dummitt, ex teórico de la ideología de género, se hace mayor y entona el mea culpa de su precipitación académica con buen humor, y con cierto temor ante el cariz que está tomando el asunto. "Otra cosa era tomarme unas copas con otros estudiantes de posgrado y luchar en el mundo intrascendente de nuestros propios egos", llega a decir.

Cita:
Confesiones de un constructivista social

Si hubiera sabido, hace 20 años, que mi bando en las guerras ideológicas sobre género y sexo iba a ganar tan decisivamente, habría entrado en éxtasis. En aquel entonces, pasaba muchas tardes en el pub o en las cenas debatiendo sobre género e identidad con otros estudiantes de posgrado; o, en realidad, cualquiera que quisiera escuchar: mi suegra, mis parientes o simplemente una persona al azar con la mala suerte de estar en mi presencia. Insistí en que no existía el sexo. Y lo sabia. Solo lo sabia. Porque yo era un historiador de género.

Esto era, en la década de 1990, lo que debía estar en los departamentos de historia de América del Norte. La historia de género, y luego los estudios de género, en general, en toda la academia, formaban parte de un grupo más amplio de subdisciplinas basadas en la identidad que se estaban haciendo cargo de las artes liberales. Los departamentos de historia de todo el continente se transformaron. Cuando la American Historical Association encuestó acerca de las tendencias entre los principales campos de especialización en 2007, y luego nuevamente en 2015, el campo más grande fue la historia de las mujeres y el género. Esto estuvo a la altura de la historia social, la historia cultural y la historia de la raza y la sexualidad. Cada uno de estos campos compartía la misma visión del mundo que yo, que casi todas las identidades eran una construcción social. Y esa identidad tenía que ver con el poder.


¿Cómo se extendió esta moderna superstición por el mundo "civilizado"? Pues porque se la enseñan a los chavales en la Universidad. Tan sencillo como eso.

Cita:
En aquel entonces, algunas personas no estaban de acuerdo conmigo. Casi nadie que no haya estado expuesto a tales teorías en una universidad podría creer que el sexo era una construcción totalmente social, porque tales creencias iban en contra del sentido común. Eso es lo que hace que sea tan sorprendente que el cambio cultural en este tema haya sucedido tan rápido. Las personas razonables podrían admitir fácilmente que parte de la identidad de género, y tal vez mucha, se construye socialmente, pero ¿esto realmente significa que el sexo no importa en absoluto? ¿El género se basó únicamente en la cultura? Sí, insistiría Y luego insistiría un poco más. Nada se muestra tan seguro como un estudiante graduado armado con su preciosa y pequeña experiencia de vida y una gran idea.

Y ahora mi gran idea está en todas partes. Aparece especialmente en los temas de conversación sobre los derechos trans y la política con respecto a los atletas trans en los deportes. Está siendo escrito en leyes que esencialmente amenazan repercusiones para cualquiera que sugiera que el sexo podría ser una realidad biológica. Tal declaración, para muchos activistas, equivale a un discurso de odio. Si tomas la posición que tomaron muchos de mis oponentes de debate de la era de los 90, ese género se basa al menos en parte en el sexo y que realmente hay dos sexos (masculino y femenino), como los biólogos han sabido desde el comienzo de su ciencia —Los progresistas afirmarán que estás negando la identidad de una persona trans, es decir, deseando daño ontológico a otro ser humano.

Estoy seguro de que no necesito instruir a los lectores de Quillette en todas las formas en que esta lógica social construccionista ha impregnado nuestra cultura. Pero lo que puedo ofrecer es un mea culpa de mi propio papel en todo esto, y una crítica detallada sobre por qué estaba equivocado en ese momento y por qué los construccionistas sociales radicales están equivocados ahora. Una vez hice los mismos argumentos que ahora hacen, y sé cómo se equivocan.

......................................

engo mi tarjeta de membresía social-construccionista completa. Terminé ese doctorado en historia de género y publiqué mi primer libro sobre el tema, The Manly Modern: Masculinity in Postwar Canada, allá por 2007. El título prometía más de lo que ofrece; en realidad son cinco estudios de caso de mediados del siglo XX, todos centrados en Vancouver, en los que hubo una discusión pública sobre los aspectos "masculinos" de la sociedad. Los ejemplos que utilicé se basaron en la cultura del automóvil, el asesinato capital, un club de montañismo, un terrible incidente de violencia en el lugar de trabajo (el colapso de un puente) y una comisión real para el tratamiento de un grupo de veteranos militares. No voy a entrar en detalles. Pero me avergüenzo de algunos de los contenidos, especialmente con respecto a los dos últimos ejemplos.

El libro no ganó ningún premio, pero parece haberse convertido en uno de esos libros que los eruditos a veces citan cuando quieren escribir sobre la historia de la masculinidad. Miren, dirán, alguien más escribió sobre esto: ese compañero canadiense Dummitt lo hizo en 2007. (Google Scholar me dice que ha sido citado 112 veces a partir de julio de 2019. Eso no es mucho. Pero la historia canadiense es un campo pequeño y el número de citas suele ser bastante bajo para todos.) En estos días, la masculinidad, especialmente de la variedad "tóxica", es un tema candente. Pero en ese momento, había pocos libros escritos sobre masculinidad en Canadá, por lo que el mío recibió más atención.

También publiqué un artículo de la tesis de mi maestría, que probablemente tuvo un alcance más amplio que mi trabajo académico. Este fue un artículo divertido llamado Finding a Place for Father: Selling the Barbecue in Postwar Canada, que analizó la conexión entre los hombres y las barbacoas en Canadá en las décadas de 1940 y 1950. (Sí, este es el tipo de cosas que hacen los académicos). Publicado por primera vez en 1998, se ha vuelto a publicar varias veces en libros de texto para estudiantes de pregrado. Muchos jóvenes universitarios, que primero aprendieron sobre la historia de Canadá, se vieron obligados a leer ese artículo para aprender sobre la historia del género y la construcción social del género.
El problema es: estaba equivocado. O, para ser un poco más preciso, acerté en parte. Pero luego, por lo demás, básicamente fue un invento.

En mi defensa, no estaba solo. Todos estaban (y están) inventando. Así es como funciona el campo de estudios de género. Pero no es una gran defensa. Debería haber comprendido mejor. Si tuviera que psicoanalizarme retroactivamente, diría que, realmente, lo comprendía mejor. Y es por eso que me mostraba tan airado y asertivo sobre lo que pensaba que sabía. Era para ocultar el hecho de que, en un nivel muy básico, no tenía pruebas de parte de lo que estaba diciendo. Así que me aferré a los argumentos con fervor y denuncié puntos de vista alternativos. Intelectualmente, no fue bonito. Y eso es lo que hace que sea tan decepcionante ver que los puntos de vista por los que solía defender tan fervientemente y tan infundadamente ahora han sido aceptados ampliamente en la sociedad.

Mi metodología trabajaba de la siguiente manea: Primero, señalaba que, como historiador, sabía que había una gran variabilidad cultural e histórica. El género no siempre se había definido de la misma manera en todo momento y en todos los lugares. Era, como lo expresé en The Manly Modern, "un conjunto de conceptos y relaciones históricamente cambiantes que dan sentido a las diferencias entre hombres y mujeres". ¿Cómo podría decirse que ser hombre o mujer tiene sus raíces en la biología si tuviéramos evidencia de cambio en el tiempo? Además, insistí en que "no hay bases históricas para la diferencia sexual arraigadas en bases biológicas u otras bases sólidas que existan antes de ser entendidas culturalmente".

Y tuve mis ejemplos favoritos, eventualmente trabajando en anécdotas concisas que podría usar en conferencias o conversaciones, sobre Louis XIV y lo que llamé su pose de varonil, que habría sido vista como la altura de la virilidad en el siglo XVII, pero se ve bastante afeminado según los estándares actuales. O hablaría de azul y rosa, sacando citas de la década de 1920 que mostraban a las personas que decían que los niños pequeños deberían usar rosa porque era ardiente y terroso, y que las niñas deberían usar azul porque era aireado y etéreo. Y estos se reirían y harían mi punto. Lo que pensamos como la verdad absoluta y cierta del género realmente había cambiado con el tiempo. El género no era binario: era variable y tal vez infinito.

En segundo lugar, diría que cada vez que te encuentras con alguien que dice que algo es masculino o algo femenino, nunca se trata solo de género. Siempre fue, simultáneamente, sobre el poder. Y el poder fue, y sigue siendo, una especie de palabra mágica en la academia, especialmente para un estudiante graduado que leyó por primera vez a Michel Foucault. Recordemos que estábamos en medio de un sinfín de discusiones sobre "agencia" (¿quién lo tenía? ¿Quién no? ¿Cuándo? ¿Dónde?). Entonces, si alguien negaba que el género y el sexo fueran variables, si sugerían que realmente había algo intemporal o biológico sobre el sexo y el género, realmente estaban excusando el poder. Eran apologistas de la opresión. ¿Suena familiar?

En mi artículo sobre por qué los hombres hacen parrilladas, por ejemplo, afirmé saber que este control de la espátula era realmente sobre el poder en general . "¿Podemos ver la participación de los hombres en asuntos domésticos [barbacoas] como un pequeño paso en una evolución progresiva?", Pregunté. No claro que no. En cambio, la forma en que la gente hablaba sobre la barbacoa de los hombres “redefinió y rearticuló divisiones más antiguas entre lo público y lo privado y lo masculino y lo femenino”. En The Manly Modern, fui más explícito: “El género también se trata del poder ... una forma que codifica uno como masculino y el otro como femenino es establecer una jerarquía entre los dos ”. Nunca hubo una descripción del género. Las ideas sobre la masculinidad en el pasado siempre se crearon "con fines políticos". Las ideas particulares de las que hablé en el libro, argumentaba, mostraban cómo las personas en el pasado, al describir las cosas como masculinas o femeninas, "habían proporcionado una explicación de los hombres y las diferencias de las mujeres y una poderosa justificación de la desigualdad ".


He ahí la conexión con planteamientos marxistas o con el nuevo comunismo.

Cita:
Y luego, en tercer lugar, busqué alguna explicación en el contexto histórico que mostrara, en un momento histórico particular, por qué la gente en el pasado hablaba de algo masculino o femenino. La historia es un gran lugar. Y entonces siempre había algo que encontrar. Escribí sobre los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial, por lo que siempre se podría decir que la gente estaba ansiosa por un regreso a la normalidad después de la guerra. Las mujeres habían servido en el ejército y habían trabajado en trabajos de "hombres". Por lo tanto, el enfoque en las distinciones de género consistía en lograr que las mujeres volvieran al hogar después de su trabajo durante la guerra. Se trataba de control y opresión.
Y, por supuesto, la gente estaba ansiosa por estos acontecimientos a fines de la década de 1940. Podría citar la investigación de otros en esta área y, por lo tanto, mostrar, realmente mostrar, pensé, que el género era una construcción social, y se estaba construyendo de esta manera para volver a colocar a las mujeres en su lugar después de la Segunda Guerra Mundial. .

Podrías elegir otros detalles contextuales. Y de hecho, en mi libro, hice exactamente eso. Me había fascinado leer acerca de la modernización de la vida a mediados de siglo, por lo que señalé todas las formas en que las personas en la posguerra relacionaban hablar de modernidad con hablar de masculinidad. Fue, como un trabajo académico, bastante elegante, si puedo decir. El problema era, dicho sea de paso, en parte, que era una bancarrota intelectual.

Aquí es donde no me equivoqué: creo que la investigación de archivo fue sólida. Volví a los documentos de la época, y así pude recuperar la forma en que la gente hablaba y escribía sobre ser un hombre. Realmente llegué a conocer la era. Esta es la maravillosa parte voyeurista y pseudo-viajera de ser historiador.

n la medida en que me apegué a los documentos y reconstruí la forma en que la gente hablaba en el pasado, estaba en un lugar seguro. Este es, en el lenguaje de los historiadores, el "cómo" de la historia. Los historiadores privilegian ciertos tipos de preguntas sobre otros. Se supone que todos deben saber quién, qué, cuándo y dónde. Estos son los detalles del pasado. Pero este tipo de precisión es, como escribió el gran historiador E. H. Carr, un deber, no una virtud. No es por tanto algo que muestro como un alarde.

Pero luego hay dos preguntas más, y estas son las que realmente importan. El primero de ellos fue "cómo": ¿Cómo sucedió esto? ¿Cómo pensaba la gente en el pasado? Responder a estas preguntas significaba reconstruir patrones de pensamiento. Nunca puedes reconstruir completamente los patrones de pensamiento de los demás, especialmente de aquellos que vivieron en otra época. Pero sí creo que en esta tarea, obtuve una calificación aprobatoria.

Pero la pregunta más importante de todas, la más importante, es la última: "¿por qué?" ¿Por qué sucedió cierto evento de la manera en que sucedió? En mi caso, fue: ¿Por qué los canadienses de la posguerra hablaron de hombres y mujeres de la manera en que lo hicieron?

Tenía respuestas, pero no las encontré en mi investigación principal. Vinieron de mis creencias ideológicas, incluso si, en ese momento, no hubiera descrito esto como ideología. Tampoco mis colegas eruditos que adoptaron el mismo enfoque, y, a diferencia de mí, todavía lo hacen. Pero esto es lo que era, y es: un conjunto de creencias preformadas que se integran en la penumbra disciplinaria de los estudios de género. Esencialmente, seguí la metodología de tres puntos centrada en Foucault descrita anteriormente.


Siempre acaba saliendo Foucault. De quien, por otra parte, muchos rebaten sus estudios de historia social. Mas allá del hecho de que acabase siendo un drogadicto y pervertido sexual.

Cita:
La gente hablaba de los hombres de la manera particular que había descrito, argumentaba, porque el género era una construcción social cuyos contornos podían rastrearse hasta el poder y la opresión: los canadienses usaban el pensamiento de género para empoderar a algunos hombres y desfavorecer a las mujeres, para estructurar la masculinidad como algo mejor que la feminidad.

En cuanto a la cuestión más amplia de si el género se construye socialmente, no era algo que pudiera probar. Pero en The Manly Modern, cité a la destacada historiadora Joan Scott en este sentido, y eso pareció suficiente para satisfacer a los críticos. En mi libro, ciertamente demostré que la gente hablaba usando género. Describían algunas cosas como masculinas y otras como femeninas. Aunque incluso en este punto, podría ser creativo: si algo no se hablara específicamente de masculino o femenino, podría implicar que esto es lo que se quería decir. En un capítulo de The Manly Modern, por ejemplo, argumentaba que "los ideales del buen conductor y el buen hombre, categorías aparentemente separadas, compartían muchas características". También argumentaba que si los contemporáneos no lo habían señalado explícitamente era porque simplemente fue "asumido". Y si te valías de citas de otro erudito que dijo lo mismo, entonces todo tenía sentido.

Por supuesto, sería posible mirar el mismo material y obtener explicaciones alternativas totalmente plausibles. ¿Podrían los canadienses de la posguerra haber construido socialmente la idea de que los hombres tomaban riesgos? Sí, eso es plausible. Pero también es plausible que hablaran de los hombres de esta manera porque, en promedio, los hombres ... tomaron más riesgos. De hecho, esto podría ser simplemente la forma en que son los hombres. Mi investigación no probó nada de ninguna manera. Simplemente asumí que el género era una construcción social y procedí sobre esa base.

Nunca me comprometí, al menos no en serio, con nadie que sugiriera lo contrario. Y nadie, en ningún momento de mis estudios de posgrado, o en una revisión por pares, sugirió lo contrario, excepto en conversaciones, generalmente fuera de la academia. Y así, nunca me vi obligado a enfrentar explicaciones alternativas que se orientasen bajo el aspecto biológico que eran, al menos, tan plausibles como la hipótesis de que me había vestido con el aire de la certeza. La crítica de Steven Pinker al construccionismo social, The Blank Slate: The Modern Denial of Human Nature, se publicó en 2002 antes de terminar mi doctorado y antes de publicar mi libro. Sin embargo, ni siquiera había oído hablar de eso, y nadie sugirió que podría necesitar tratar con sus argumentos y pruebas. Eso solo debería bastar para mostrar el silo en que todos habitamos.

Las únicas críticas reales que recibí fueron admoniciones para fortalecer el paradigma, o para luchar por otras identidades y luchar contra otras formas de opresión. (La idea de que la opresión existía absolutamente en base a estas identidades interseccionales simplemente se suponía, no se demostraba o provaba). Entonces, me preguntarán por qué no hablé más sobre el aspecto de la clase social. ¿O por qué pasé tanto tiempo hablando de hombres y no de mujeres? Incluso si estaba deconstruyendo la masculinidad y demostrando que era una construcción social, seguramente también necesitaba prestar atención a las mujeres. ¿O qué tal la sexualidad? ¿No vi más referencias a hombres que no eran heterosexuales, por lo que no debería prestar atención a la forma en que se construyó la masculinidad junto con la sexualidad? Puede extender tales críticas de innumerables maneras. Pero el punto es que todos ellos operaban dentro del paradigma que ya había adoptado. Era exactamente el tipo de donnut académico autofagocitado satirizado por el reciente engaño de los estudios de quejas.


No se a que se referirá con lo de los donuts y una farsa sobre estudios de quejas, imagino que será sobre algo que pasó en Canadá, pero de lo que habla Dummitt es de como orientaba su estudios unidireccionalmente influido por el prejuicio ideológico.

Cita:
Algunas de las primeras dudas que comencé a tener sobre mi formación en la escuela de posgrado comenzaron a aparecer en este punto. ¿Cuánto tiempo podría seguir expandiéndose la profesión simplemente agregando más y más tipos de opresión? Seguramente, en algún momento, la historia sería totalmente inclusiva. De hecho, estaba bastante seguro de que ese ya era el caso. En 2009, publiqué un libro con un ensayo titulado Después de la inclusión, haciendo hincapié en este punto. Afortunadamente, tenía un trabajo de profesor asistente cuando salió el libro. Muchos en la profesión admitieron en privado que tenía razón, pero casi nadie lo diría en forma impresa.

Recuerdo una conversación con un historiador genial que se ofreció a leer mi artículo sobre hombres y barbacoas. Yo era un joven estudiante de doctorado y hacía un trabajo completamente diferente al suyo. No sé por qué ofreció, pero sus comentarios resultan reveladores. Cortésmente me dijo que las partes intermedias eran buenas pero que podía "tomar o dejar" las partes en cada extremo. Es decir, le gustó la investigación real en el documento, donde reconstruí cómo la gente hablaba de los hombres y la cocina en la Canadá de la posguerra. Pero la parte donde lo envolví todo en la ideología expresada por los libros recientes que había leído, no tanto.

En ese momento, no hice ningún cambio. ¿Cómo podría? Ese era el paradigma con el que estaba comprometido. Fue en la introducción y en la conclusión que realmente estaba llegando a los puntos que quería destacar: que el género era una construcción social, que los canadienses de la posguerra estaban ansiosos por que los hombres vivieran vidas domesticadas en los suburbios y se involucraran como padres prácticos, por lo que usaron este ejemplo tonto de hombres y barbacoas como una forma de decir que los hombres no irían a estar demasiado involucrados en la cocina, y que cuando lo estuvieran sería divertido, y que por supuesto eran malos en eso, y solo lo hicieron porque era peligroso y les recordó los días de los hombres de las cavernas. Aquí estaba el poder en el trabajo -es cierto, de una manera divertida- apuntalando las diferencias entre hombres y mujeres.

Para reiterar: el problema era, y es, que estaba inventando todo. Estas fueron conjeturas educadas que estaba ofreciendo. Eran hipótesis. Quizás tenía razón. Pero ni yo, ni nadie más, pensé en examinar lo que escribí. Lo que ese erudito mayor me dijo podría aplicarse a miles de otros documentos y libros: el medio está bien, pero las partes en cada extremo son dudosas.

Algunas preguntas básicas se presentan. ¿Ha habido realmente expectativas de género muy diferentes y variables con el tiempo y el lugar? Esto no es algo que pueda ser respondido con las anécdotas contundentes que solía proporcionar, y que la gente todavía sigue hoy. Debería estudiarse de manera sistemática y comparativa. En mi propia lectura en ese momento, tengo que admitir ahora que lo que estaba viendo era una ligera variabilidad con un grado de consistencia central. Las ideas sobre los hombres como proveedores, tomadores de riesgos y aquellos con una responsabilidad especial para la protección y la guerra, parecen ser bastante consistentes a lo largo de la historia y las culturas. Sí, hay variaciones a lo largo del ciclo de vida y algunas particularidades culturales e históricas. Pero si no comeienzas su investigación asumiendo que las pequeñas diferencias deben ser importantes, no está claro que concluyas esto a partir de la evidencia.

¿Y realmente fue siempre sobre el poder? Tal vez. Y tal vez no. La prueba de que solía insistir en que se trataba de poder era citar a otros académicos que dijeron que sí. Ayudó si sus nombres eran franceses y si eran filósofos:green: . El trabajo de un sociólogo australiano, R. W. Connell, también ayudó. Había argumentado que la masculinidad era principalmente sobre el poder, sobre afirmar el dominio sobre las mujeres y otros hombres. En realidad, su trabajo no demostró esto; simplemente se extrapolaba de pequeños estudios de casos, tal como lo había hecho. Entonces cité a Connell. Y otros me citaron. Y así es como "demuestras" que el género es una construcción social y todo sobre el poder. O, de hecho, cualquier cosa.


Y he ahí el por qué del asunto de la "masculinidad tóxica" que le dicen hoy en día, por qué algunos y algunas fomentan una cultura contra el varón -hombre malo, mujer buena que hace cosas malas por culpa de los hombres malos- y por qué, yéndonos a un caso extremo se fomenta al hombre "deconstruído", desmasculinizado o lo que sea.

Cita:
Mis razonamientos defectuosos, y otros estudios que utilizan el mismo pensamiento defectuoso, ahora están siendo adoptados por activistas y gobiernos para legislar un nuevo código de conducta moral. Una cosa era tomarme unas copas con otros estudiantes de posgrado y luchar en el mundo intrascendente de nuestros propios egos. Pero ahora hay mucho más en juego. Desearía poder decir que la beca ha mejorado las reglas de evidencia y la revisión por pares son más exigentes. Pero la realidad es que la aceptación actual casi total del constructivismo social en ciertos círculos parece más el resultado del cambio demográfico dentro de la academia, con ciertos puntos de vista que llegan a dominar aún más que en mi apogeo de la escuela de posgrado.


Encantadora esta relación que esablece Dummit entre el salto cuantitativo de la ideología de género -valdría para muchos otros fenómenos sociales- y el relevo generacional ¿Nos suena, que se yo . . . el caso del separatismo catalán? Summit sabe como funciona la ingeniería social y este artículo es un pequeño, un ligero, resumen.
Tambien incide de nuevo sobre el sistema de revisión por pares que, siendo un sistema sofisticado y de aceptación general -quizá el mejor medidor posible que se pueda dar para la resolución de problemas cienfíficos- no está exento de las fallas propias del ser humano y no resulta inmunne a los peligros de los intereses privados o al subjetivismo, en este caso ideológico.

Cita:
Esta confesión no debe interpretarse como un argumento de que el género no está, en muchos casos, socialmente construido. Pero los críticos de los construccionistas sociales tienen razón al levantar las cejas ante la supuesta prueba presentada por supuestos expertos. Mi propio razonamiento defectuoso nunca fue mencionado, y, de hecho, solo se volvió más ideológicamente inflexionado a través del proceso de revisión por pares. Hasta que tengamos una investigación seriamente crítica e ideológicamente divergente sobre sexo y género, hasta que la revisión por pares pueda ser algo más que una forma de evaluación ideológica en el grupo, entonces deberíamos ser muy escépticos sobre gran parte de lo que se considera como "experiencia" en el construcción social de sexo y género.


Cita:
Christopher Dummitt es historiador de cultura y política, profesor asociado en la Escuela de la Universidad de Trent para el estudio de Canadá y autor de Unbuttoned: A History of Mackenzie King’s Secret Life.


https://quillette.com/2019/09/17/i-basically-just-made-it-up-confessions-of-a-social-constructionist/


Joven moderna caminando con paso firme hacia su empoderamiento.
https://twitter.com/alonso_dm/status/1188206815504416769
_________________
En un insólito abismo abierto en las nubes vi Aldebarán y las Hiadas y todo me sugería la noche. El lince, la lechuza, el hombre de la antorcha. No había oscuridad y yo veía las estrellas ¿De que atroz sortilegio era víctima?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
vamos
zörg supremu
zörg supremu


Registrado: Feb 01, 2013
Mensajes: 4714

MensajePublicado: Sun Nov 10, 2019 6:59 am    Asunto: Responder citando

Un tío blanco hetero, Joan Planas....


¿Os queda alguien más del Team Incel por sacar?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
vamos
zörg supremu
zörg supremu


Registrado: Feb 01, 2013
Mensajes: 4714

MensajePublicado: Sun Nov 10, 2019 7:00 am    Asunto: Responder citando

Por favor, que readmitan al pelele a ver que sigue diciendo de esto:






VUDU escribió:
vamos escribió:
VUDU escribió:
En este último caso no hay información de que la chica les agarre las pollas, como sí aparece reflejado en el sumario del juicio contra "la manada", ni que les chupe el culo como se puede ver en las fotos que circulan por ahí.


Y también tuvo sus pollas dentro. Si tú estás en su situación, tú también les agarras las pollas y les chupas el culo.


Personaje patético descubre violación.


En la sentencia se aclara que no hubo amenazas, armas, ni se usó la fuerza bruta.

Mientras se produce una violación lo lógico es que la mujer intentente defenderse, si no lo consigue como máximo se dejará penetrar y ya está.

Pero lo que no hacen las violadas es actuar activamente, tomar la iniciativa agarrando los penes (y como describe uno de los jueces, con maniobras coincidentes con la masturbación) y ya lo más aberrante es que además se ponga a chupar culos sin que nadie le obligue a ello.

Es por eso por lo que los jueces que han juzgado este caso se niegan a condenar a los individuos de "la manada" por violación y hasta uno opinaba que debían ser absueltos.

Troll patético.
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
vamos
zörg supremu
zörg supremu


Registrado: Feb 01, 2013
Mensajes: 4714

MensajePublicado: Sun Nov 10, 2019 7:02 am    Asunto: Responder citando

Que por cierto, me llama troll el que ha sido baneado por troll.



DADME VIOLINES MÁS GRANDES Boo hoo! Boo hoo! Boo hoo! Boo hoo! Boo hoo!
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
YofuiIcaro
azote de masas
azote de masas


Registrado: Jan 27, 2006
Mensajes: 1707
Ubicación: Avilés

MensajePublicado: Fri Nov 15, 2019 2:20 am    Asunto: Responder citando

No tengo ninguna referencia acerca del origen del video, aún así voy a ponerlo. Muestra de como funciona la ingeniería social: niños y degeneración entre risitas y colorines.

No sabría decir qué es lo que me hace mas gracia ¿la voz de pito de la pelirroja o cuándo dice que algunos consideran que la masturbación es una forma de amarse a uno mismo?

si es que . . .

https://twitter.com/gpreparada/status/1194620636896870402
_________________
En un insólito abismo abierto en las nubes vi Aldebarán y las Hiadas y todo me sugería la noche. El lince, la lechuza, el hombre de la antorcha. No había oscuridad y yo veía las estrellas ¿De que atroz sortilegio era víctima?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
YofuiIcaro
azote de masas
azote de masas


Registrado: Jan 27, 2006
Mensajes: 1707
Ubicación: Avilés

MensajePublicado: Sat Nov 16, 2019 9:20 pm    Asunto: Responder citando

Cita:
Esto es lo que están enseñando en los institutos en Sabadell a nuestros niños de 11 años... Demencial...


https://twitter.com/barbera_vox/status/1195077611975847936
_________________
En un insólito abismo abierto en las nubes vi Aldebarán y las Hiadas y todo me sugería la noche. El lince, la lechuza, el hombre de la antorcha. No había oscuridad y yo veía las estrellas ¿De que atroz sortilegio era víctima?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
saisev
demiurgo foril
demiurgo foril


Registrado: Jun 18, 2006
Mensajes: 12492
Ubicación: Ezkerraldea

MensajePublicado: Sun Nov 17, 2019 11:18 am    Asunto: Responder citando

Viniendo de alguien de Vox que no mienten nunca habrá que creérselo...
_________________
6/990

https://www.youtube.com/watch?v=ZQ2uIJZo7lw
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Enviar email Visitar sitio web del autor
YofuiIcaro
azote de masas
azote de masas


Registrado: Jan 27, 2006
Mensajes: 1707
Ubicación: Avilés

MensajePublicado: Mon Nov 25, 2019 10:36 pm    Asunto: Responder citando

Cita:
La heterosexualidad es peligrosa
Los asesinatos de mujeres en el ámbito doméstico se producen dentro del marco de ese tipo de relación. El dato no se menciona cuando se habla de feminicidio, pero es quizás políticamente el más importante


https://elpais.com/elpais/2019/11/24/opinion/1574609789_778125.html

Por supuesto no estoy apuntado a las noticias del País pero lo que hay que decir sobre el subtitular es que, como todo el mundo sabe, las cifras que se dan son siempre las que interesan. Pero las estadísticas dicen que la violencia dentro de las parejas homosexuales es similar.

Tambien dice esto



¿Se acuerdan cuando los fakemedios y los fraudepartidos decían que un partido de nuevo cuño con logo verde quería que los niños fuesen con pistola a la escuela?
Hay que decir que las noticias que publican El País y otros medios sobre estas cosas (contra la heterosexualidad, contra la familia, contra la maternidad, etc) son constantes, permanentes. Y cada noticia mas ridícula.


Índice de criminalidad sexual en Europa según Eurostat.





https://twitter.com/erlik/status/1199040257372672002
_________________
En un insólito abismo abierto en las nubes vi Aldebarán y las Hiadas y todo me sugería la noche. El lince, la lechuza, el hombre de la antorcha. No había oscuridad y yo veía las estrellas ¿De que atroz sortilegio era víctima?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
saisev
demiurgo foril
demiurgo foril


Registrado: Jun 18, 2006
Mensajes: 12492
Ubicación: Ezkerraldea

MensajePublicado: Tue Nov 26, 2019 12:00 pm    Asunto: Responder citando

La ultraderecha cobarde cuando se le dice las cosas a la cara se achanta, eso si después intenta echar mierda sobre quien le hace frente pero como cobarde que es no lo hace a la cara.
Pero ya le responden a sus manipulaciones.

https://twitter.com/StrangeLetrado/status/1199085948333629441?s=20
_________________
6/990

https://www.youtube.com/watch?v=ZQ2uIJZo7lw
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Enviar email Visitar sitio web del autor
YofuiIcaro
azote de masas
azote de masas


Registrado: Jan 27, 2006
Mensajes: 1707
Ubicación: Avilés

MensajePublicado: Tue Nov 26, 2019 10:37 pm    Asunto: Responder citando

1. ¿Qué culpa tiene Ortega Smith de que una señora vaya a increparle?¿Donde está la actitud incorrecta de Ortega Smith?
Fuese cual fuese su actitud el titular estaba preparado.

2. Porque mucha casualidad es que una cámara de televisión estuviese enfocándolo y en ese momento llegase la mujer ¿No?

3. Si, VOX ha sido muy cutrón, o es que le falta todavía medios para reaccionar, y en sus twits dice lo del segundo grado. La explicación es muy sencilla: han tirado de Google. Porque quien se queja de lo del segundo grado es precisamente Nadia Otmani.
Cita:
«Denuncié a mi cuñado y me asignaron un abogado de oficio, pero creo que se puso de acuerdo con él, porque a mí ni siquiera me tomaron declaración en el juicio. La pena que le impusieron fue de nueve años, pero a los dos ya disfrutaba del segundo grado. Y dos años más tarde, del tercero. Lo condenaron también a indemnizarme con 240.000 €, pero no he cobrado nada: ni la parte que corresponde al Estado, porque yo no llevaba más de cinco años residiendo en España, ni la parte que le tocaba a él. Tampoco ha pagado un céntimo a mi hermana por los niños... ¿Dónde está la justicia?»


https://www.lasprovincias.es/sociedad/historia-nadia-otmani-violencia-genero-20191125183458-nt.html

4. ¿De donde deduce el letrado que si no la cadena permanente, que ciertamente sería improcedente, una nueva ley no conllevaría penas mas duras? Además al letrado extraño se le olvida mencionar lo del tercer grado a los cuatro años. Pero es que reconoce que el caso de Nadia no tiene nada que ver con la ley de violencia malllamada de género, entonces ¿a que ha venido todo este cuento?

5. ¿Miente VOX cuando dice que NAdia lleva años viviendo de las subvenciones? A este respecto dice abogado extraño:
Cita:
Como ya señala la cita, la petición es una exigencia de tratados internacionales firmados por España, pero ya sabemos que a VOX no le gusta la Convención internacional de derechos del niño, verdad?

Pero no muestra ese tratado internacional. No sabemos los términos de ese tratado, si es que existe. Abogado extraño no predica con el ejemplo.

6. ¿Alguien ha comprobado la historia de NAdia? ¿Alguien ha comprobado eso de que mataron a su padre y que su hermana sufría violencia machista por parte de su marido? Porque resulta que aparece una historia de drogas muy cercana en el tiempo con los hechos:

Madrid 24 SEP 1998
Cita:
La policía detuvo el pasado fin de semana en Madrid a Alí Ihsan Korkmaz y a su compañera, Nadia Otmani, en una operación en la que descubrió un laboratorio clandestino de heroína, ubicado en el barrio de San Blas, y requisó más de tres kilos de la citada droga.

https://elpais.com/diario/1998/09/24/madrid/906636262_850215.html

26/09/1998
Cita:
La importancia de esta operación, que se desarrolló durante el jueves y que aún continúa abierta, radica, por un lado en el número de detenidos y la función que desarrollaban dentro de la red y, por otro en el desmantelamiento de dos laboratorios clandestinos de procesamiento y manipulación de la droga -el primero fue descubierto el pasado día 15 en el madrileño barrio de San Blas- en ellos se localizó una cantidad de estupefacientes que suponen mas de 1,3 millones de dosis.

http://hemeroteca.abc.es/nav/Navigate.exe/hemeroteca/madrid/abc/1998/09/26/058.html

5/10/1998 - Un iraní dispara a Nadia.

https://twitter.com/Javbilbao/status/1199170041725562884

Qué cosas, ¿no? Al final resulta que cuando se denuncia que a esta gente le da igual la violencia, las mujeres y lo que sea, y que lo meten todo en el mismo cajón sin importar de verdd la raíz concreta de la violencia de cada caso, va a ser que es verdad.

7. Artículo del diario ultraescolar:
Cita:
prepotencia de esa masculinidad envenenada

Cita:
fascismo

Cita:
Los feminismos imparables no nos replegamos. Estamos en lo cotidiano, en lo invisible, en lo inmaterial. Estamos en todas partes.
, joerr...
Cita:
basta ya de violencia patriarcal

Cita:
hartos de ser educados en un mandato de masculinidad que ni a ellos les sirve si es que de lo que se trata es de ser feliz

Cita:
discursos moralistas y religiosos de esos sectores ultraconservadores

Cita:
detrás de todas las violencias machistas

Cita:
'una de las nuestras'


Esta es la locura totalitaria que hay que combatir y he ahí el problema de que haya surgido un verso suelto que no trague con las ruedas de molino.

Aunque para ser justos hay una frase en el artículo ciertamente a rescatar, purga previa del error conceptual de lo del género, por supuesto.
Cita:
Con la violencia de género no se hace política

https://www.eldiario.es/zonacritica/frente-bien-Nadia-Otmani-Gracias_6_967363293.html
_________________
En un insólito abismo abierto en las nubes vi Aldebarán y las Hiadas y todo me sugería la noche. El lince, la lechuza, el hombre de la antorcha. No había oscuridad y yo veía las estrellas ¿De que atroz sortilegio era víctima?
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Mostrar mensajes de anteriores:   
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Materia Reservada Todas las horas son GMT + 2 Horas
Ir a página Anterior  1, 2, 3 ... , 85, 86, 87  Siguiente
Página 86 de 87

 
Cambiar a:  
Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro

Powered by phpBB © 2001, 2005 phpBB Group
Forums ©